Archivo para junio, 2010

Flores de Echinopsis uebelmanniana

Posted in Cactus y Suculentas with tags , , on 24 junio 2010 by Rubén

Es el segundo año que da flores pero este año se ha salido, no se si por las lluvias o por que ya se ha hecho al suelo que por cierto es bastante arcilloso y con poca capacidad de drenaje.

Escuchando Paris Texas de Ry Cooder

Anuncios

Theeth pulling

Posted in Cacharreo with tags on 14 junio 2010 by Rubén

Aún me caen dos lagrimones como puños de la risa, eso es un padre, acercando a su hijo a la ciencia.

Y si creia haberme recuperado de la risa tras 10 minutos descojonandome por el suelo, al leer este comentario casi me da la pájara.

“You should have seen how he was circumcised.”

Amor

Posted in Naturaleza, Uncategorized with tags , , , on 13 junio 2010 by Rubén

“Cuidamos aquello que más amamos”, Jacques Cousteau

Esta semana se esta celebrando el 100 aniversario del nacimiento del magnifico oceanógrafo, divulgador, científico, inventor… Jacques Cousteau.

Estaba leyendo sobre la vida y trabajo de ese hombre, que de pequeño me mantenia boquiabierto delante del televisor viendo como buceaba con tiburones, con medusas, como se metia dentro de un batiscafo y bajaba a las profundidades etc. Me encantaba el Calypso, su barco laboratorio.

Bien, esta frase me ha hecho reflexionar. Anoche además vi la película The  Cove (recomendadísima), esta mañana he leido un artículo sobre como estamos esquilmando la población de Atun rojo y hace unos días lei otro sobre la cantidad de química que se a usado sobre el vertido de BP en el Golfo de Mexico, dispersantes, cemento, bolas de golf, plástico etc.

En realidad me doy cuenta que la gente no le importa el mar lo más mínimo. Es un verdadero estercolero y no hay que irse al Pacifico para ver la gran mancha de plástico flotante. Aqui en Valencia, en la playa de la Malvarrosa se pueden ver bastante residuos flotando.

No me cabe en la cabeza como algo tan increiblemente maravilloso como es el mar lo tratemos de esa manera. Cuidamos lo que amamos decia Cousteau, y es que no hay conciencia de lo que es el mar, no se le da la importancia que se merece, apesar de que todo proviene de él.

De acuerdo al International Maritime Organization (IMO), a los barcos mercantes se les permiten tirar ciertas basuras por la borda, ¿estamos locos?. Si vemos a una persona tirar una bolsa de plástico al suelo de la calle nos parece un gesto terribe que asociamos a falta de educación y civismo pero se permite tirar al mar a más de 25 millas residuos orgánicos, trapos, cartones, cristal, metal, embalajes, etc  y no pasa nada.

Espero que la educación y amor por la naturaleza nos ilumine.

Pic dels Pessons (2864m), ahora siiiiii!

Posted in Naturaleza, Uncategorized, Viajes with tags , , , , on 7 junio 2010 by Rubén

La semana pasada me tomé unos días de vacaciones. Después del repaso en Turquia necesitaba cambiar de aires. El viaje en bici a Marruecos se fue al garete por culpa del organizador así que el plan fue el de volver a intentar la subida que tuvimos que abortar unos meses antes al Pico dels Pessons.

El equipo de descerebrados: Javi, Jesús y yo.

Subimos a Andorra, no se como lo hacemos pero salimos una vez más de noche. Estamos equipandonos cuando surgen las primeras pegas. Anda coño me he olvidado el hornillo en Valencia dice Javi, jarrr. Damm me olvidé el frontal en casa, madre mia, esto promete.

Salimos con el  objetivo de llegar al refugio de Fontvert. A la llegada, de noche cerrada, despertamos a una parejita que se encontraba en su interior. Como hacia buena noche decidimos dormir al raso. Un gustazo sentir el viento frio por la noche, esta vez durmiendo en mi saco The North Face que es una maravilla.

06:30 Nos despertamos, Javi se desayuna un entrecot y Jesus y yo decidimos ir a por el muesli deshidratado, mucho más apropiado.

Recogemos y marchamos objetivo L’estany illa. En esta etapa nos tuvimos que volver la última vez debido a la cantidad de nieve y el mal tiempo. El paisaje es increible. Caminamos junto a un rio que baja con mucho caudal, un sonido a ruido rosa amplificado, olor puro y limpio a campo. Los valles, los neveros, el verde y marrón alpino nos acompañan hasta el siguiente refugio a 2480m.

12:00 Paramos a comer y coger fuerzas. Desde aqui vemos el pico. Está a tomar por saco y al subida debido a una lengua de nieve nos obliga a subir cresteando. Risas, silencio, cansancio, tragos interminables al camelback y llegamos. Hooray, estamos arriba, joder que vistas, es increible. Tenemos a un lado de la cresta el valle por donde hemos subido y al otro el que nos llevará al Grau Roch. Le pregunto a Javi cuando necesitamos para llegar mientras comemos algo, estamos muy cansados. Cuatro horas. Dios ¿cuatro horas?. Pienso que es de bajada y me consuela.

14:00. Comenzamos el descenso con los hombros destrozados. Desde arriba se ve la meta lejisimos. Primer problema. Tenemos que bajar por una pendiente de unos 65 grados de desnivel, unos 20 metros y con bastante nieve. Con peso en la espalda, solo imaginarse caerse y rodar ladera abajo pone los pelos de punta. Javi abre camino, es un sherpa este cabronazo. Después bajo yo con un poco menos de dignidad y estilo que Javi es decir, arrastrando el culo y moviendome como un gusano magullao. Después viene Jesús, ni te cuento la cara de “angel de la guarda por lo que más quieras no me dejes caer”.

Vamos bajando pero llevamos casi 10h sin parar, muertos, destrozados. Jesús tocado pero aguantando como un jabato. Javier se cae en un agujero tapado de nieve cayendo al agua hasta la cintura. Yo voy aguantando hasta que como siempre, me entra la desesperación de no saber cuando llegamos. Un lago tras de otro. Tras cada meseta bajada espero ver el final pero al horizonte más bajada, más lagos, una y otra vez. Cuatro horas de bajada.

Llegamos no se como 12 horas y 21 km después al coche. Javier por lo pelos, Jesús muerto y yo preguntándome porque no puedo hacer unas vacaciones normales tomando el sol en la playa y tengo que meterme estos palizones.

Más tarde y con unas cervezas en la mano nos marcamos la siguiente meta, en Septiembre el Aneto.